8. El porfiriato


Corresponde a la sesión de GA 3.8 EL PORFIRIATO

Hasta la Restauración de la República, el ideal de "orden y progreso" no había podido concretarse en una realidad. Los continuos levantamientos de militares y caciques locales y la autonomía que el sistema federal otorgaba a los estados, muchas veces entendida de acuerdo a los intereses particulares de cada entidad, habían impedido la estabilización del país y la puesta en marcha de un proyecto económico que lo modernizara.

A la muerte de Juárez, en 1872, asumió la presidencia de la República Sebastián Lerdo de Tejada, quien intentó eliminar el clima de inestabilidad que imperaba en el país buscando ser reelegido. Este intento provocó la oposición de antiguos liberales encabezados por el oaxaqueño Profirió Díaz Mori.

En 1876, Díaz acaudilló la llamada Rebelión de Tuxtepec en contra de la reelección de Lerdo. En el Plan de Tuxtepec se desconocía a Lerdo como presidente, se elevaba a rango de ley suprema la no reelección de presidente y gobernadores y, después de una modificación, se establecía que José María Iglesias, presidente de la Suprema Corte de Justicia, sería nombrado presidente interino

Iglesias no aceptó la propuesta del Plan de Tuxtepec. Sin embargo el levantamiento se extendió por todo el país y, el 23 de noviembre de 1876, Profirió Díaz entró triunfante a la ciudad de México siendo elegido, poco tiempo después, presidente constitucional de los Estados Unidos Mexicanos. Así, bajo la bandera de la no reelección, se iniciaba una historia de continuas reelecciones.

Una vez en el poder, Díaz logró mantener en orden al país sacrificando la libertad. Para ello fortaleció al ejército, que fue el encargado de eliminar cualquier intento de rebelión, incluyó en su gabinete a personas de toda su confianza y se rodeó de un grupo de intelectuales, llamado "los científicos", que elaboró los proyectos económicos, culturales y educativos que "modernizarían" al país y que habían sido soñados desde la Independencia.

El gobierno porfirista creó las condiciones para que México se integrara a la economía mundial, era un momento - fines del siglo XIX - en que los países industrializados del mundo buscaban nuevos mercados. De acuerdo con dicha integración, se construyó una extensa red de líneas ferroviarias que unió a las poblaciones, ampliando con ello la circulación de las mercancías, además, se impulsó la inversión de capitales extranjeros y nacionales en la industria, reduciendo impuestos y otorgando concesiones para la explotación de minas y petróleo, principalmente.

Las oportunidades de empleo, en las industrias de las ciudades atrajeron hacia ellas a una gran masa de campesinos a quienes era ya imposible vivir del campo. La idea liberal de distribuir la tierra en pequeñas propiedades había dado lugar, desde mediados del siglo XIX, a una serie de leyes que permitieron el desarrollo de grandes latifundios, despojando de sus tierras a los campesinos y a los pueblos indígenas que habían logrado conservar sus propiedades comunales. Este problema se agudizó durante el Porfiriato con la expedición de la Ley de colonización y deslinde de terrenos baldíos.

Graphics

Una de las preocupaciones del gobierno porfiriano fue mantener al país eficientemente comunicado. Los telégrafos y los ferrocarriles, como el de la ilustración, jugaron un papel importante en el proceso.

Sin medios para vivir, los campesinos y los indígenas se sublevaron en muchas ocasiones para reclamar su derecho a la tierra, pero fueron duramente reprimidos por el ejército o deportados de sus regiones de origen, como en el caso de los indios yaquis que, al sublevarse, fueron trasladados a los campos henequeneros de Yucatán. Los que emigraron a las ciudades, formaron cinturones de miseria y fueron víctimas de los abusos de los propietarios de las industrias quienes obtuvieron enormes ganancias a costa de los bajos sueldos que pagaban.

Gran parte de los indígenas y campesinos que permanecieron en el campo tuvieron que emplearse en las haciendas, que se habían anexado una enorme cantidad de tierras pertenecientes a comunidades indígenas y de campesinos. La pequeña propiedad no se había convertido en una realidad y la gran propiedad se había acrecentado. Los trabajadores de las haciendas, denominados peones, también padecieron de la explotación de los hacendados: los jornales eran bajos y muchas veces pagados en especie a través de la tienda de raya en la que los productos tenían un precio más alto que en los mercados, lo que convertía a los peones en eternos deudores de la tienda de raya, atándolos de por vida a la hacienda.

La asimilación de los campesinos e indígenas al trabajo asalariado y, con ello, a la necesidad de comprar lo que antes producían en su propia tierra, junto con el desarrollo de las ciudades, acrecentó la necesidad de elaborar más mercancías y de introducir nuevas tecnologías en los procesos de elaboración de productos.

El proyecto modernizador del Porfiriato incluía a la esfera cultural. La apertura a Europa provocó la influencia de corrientes intelectuales extranjeras -principalmente francesas- en las artes mexicanas. A pesar de ello, hubo una tendencia a describir aspectos tradicionales de la vida del país llamada nacionalismo . Como principales exponentes del nacionalismo de esa época destacaron, en la pintura, José María Velasco y en la literatura Ignacio Manuel Altamirano. La obra del historiador Vicente Riva Palacio, quien coordinó la elaboración de México a través de los siglos, estudio en el que se recupera, organizadamente, el pasado del país, es uno de los productos más logrados de la cultura en la etapa porfiriana.

Como producto de la influencia cultural francesa se adoptó en México la filosofía positivista, que tiene como uno de sus principios el de ordenar y organizar la libertad. El positivismo se adecuaba perfectamente a la política social y económica del régimen porfirista, y tuvo influencia en la definición del método de las ciencias, pues expresa un conjunto de ideas sobre el conocimiento del universo. Durante el Porfiriato se prestó especial interés al fomento de la educación - "una educación que diera un nuevo sentido de identidad y cohesión nacionales"-, que se basara en las ciencias y tuviera carácter laico. Esta tendencia educativa es conocida con el nombre de "educación científica" y tuvo entre sus bases los principios del positivismo.

La modernización económica y cultural de la época transformó la vida de una buena parte de los habitantes del país. La modernización de los procesos productivos, sobre todo los empleados en la minería, la extensión de la red ferroviaria -que creció hasta más de 20 000 kilómetros durante el régimen- y por lo tanto el acortamiento de las distancias y el auge de las industrias, en especial la petrolera, entre otros aspectos, provocó la incorporación de tecnología avanzada en las actividades cotidianas de la población. El teléfono apareció durante esta época, la electricidad proporcionó un sistema más efectivo para el alumbrado y el transporte, como en el caso del tranvía.

Sin embargo la modernización de la economía no logró aliviar las carencias de la gran mayoría de la población, que se hizo evidente con una severa disminución de la producción agrícola durante la aguda crisis económica acontecida en 1907. Aunado a ello, las continuas reelecciones de Díaz a la presidencia despertaban el descontento de diversos sectores medios e intelectuales. Esta oposición se manifestó -a pesar de la represión del régimen-, a través, sobre todo de diversos periódicos como El hijo del Ahuizote, dirigido por Daniel Cabrera, o El Demócrata en el que, colaboraba Ricardo Flores Magón.

La fundación del Partido Liberal Mexicano, desde principios del siglo xx, era una clara señal del descontento contra el régimen porfirista. El Partido Liberal buscaba el restablecimiento del principio de no reelección y la liberación de obreros y campesinos de la opresión y la pobreza en que vivían. Las nuevas generaciones buscaban un cambio y éste habría de precipitarse, hacía 1910, con un movimiento armado: la Revolución Mexicana.


[ Índice Conceptos Básicos ][ Previo ][ Nivel Superior ][ Siguiente ]
Conceptos Básicos